Argentina obliga a revisar la orden contra Martín Villa por el 3 de marzo

La Justicia acepta el recurso del exministro contra la detención dictada por la juez Servini

Sábado, 15 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:12h.

vitoria- La Justicia argentina ha aceptado un recurso del exministro español Rodolfo Martín Villa contra la orden de “detención preventiva” dictada contra él en Argentina por los trágicos sucesos del 3 de marzo de 1976 ocurridos en Vitoria.

La Cámara Criminal y Correccional Federal de Argentina ha dictaminado, en un auto dictado el jueves, que la imputación decidida por la jueza María Servini debe ser revisada, y da la razón al exministro para que pueda declarar libremente en Argentina. Según el auto, la imputación contra Martín Villa “no fue realizada con base en una fundamentación que abordara las circunstancias distintivas que tienen los hechos puntuales por los que se querelló a Martín Villa, el espacio temporal en que ocurrieron y el contexto que los rodeó”, recoge el escrito. El auto de la Cámara argentina añade que “ese análisis era ineludible para discernir” aspectos clave de las acusaciones vertidas en la querella contra Martín Villa, en la que se le responsabiliza de los sucesos de Vitoria que causaron cinco muertes en marzo de 1976 y cientos de heridos, cuando él era ministro de Relaciones Sindicales.

En plena transición, pocos meses después de la muerte del dictador Francisco Franco, la Policía reprimió una concentración de trabajadores en la capital alavesa, acción que se saldó con cinco muertes. El tribunal agrega que era claramente necesario haber agotado “el análisis de los medios conducentes para escuchar la versión del imputado y profundizar el conocimiento de lo relativo al espacio histórico” donde se produjeron los hechos con los que se vincula al exministro “para así revisar las conclusiones hasta ahora adoptadas sobre el tema”.

La Cámara Criminal y Correccional federal determina que el rechazo de Servini a suspender su orden de detención, como habían solicitado los abogados de Martín Villa, “es infundada, por lo que será dejada sin efecto”. Esta decisión judicial argentina permite al exministro entrar libremente en Argentina para declarar ante la juez Servini y explicar que no tuvo responsabilidades penales en los sucesos de Vitoria en 1976, según fuentes cercanas al propio Martín Villa.

Desde octubre de 2014, cuando la juez le encausó y ordenó su detención, Martín Villa le ha pedido en tres ocasiones personalmente a la juez declarar, además de las solicitudes realizadas en el mismo sentido por sus abogados. La primera petición la hizo en diciembre de 2014, en cuanto conoció el auto de detención. La segunda la formuló cuando el Gobierno español denegó su extradición y la de otros encausados. Y la tercera la realizó tras dictaminar jueces españoles que la jueza argentina no tiene competencia para interrogar en España a ciudadanos españoles por supuestos delitos cometidos en territorio español que, además, han prescrito y están sometidos a la Ley de Amnistía de 1978. El exministro envió una carta personal a la jueza en noviembre de 2016 en la que le expresó su disposición a prestar declaración en su Juzgado de Buenos Aires, misiva que no tuvo respuesta, añaden fuentes cercanas a Martín Villa.

El pasado 7 de junio, la juez Servini desestimó un escrito de los abogados del exministro en el que se pedía que se le permitiera entrar libremente en Argentina para declarar, sin riesgo de ser detenido. Ahora, la Cámara Criminal y Correccional Federal ha atendido esa solicitud en contra de la decisión de la magistrada.

Ayer, el exministro recibió “encantado” la noticia. Tras pronunciar en Valladolid una conferencia sobre la transición española, señaló que no está “preocupado” con el final que puede tener la investigación de la jueza Servini sobre las cargas policiales en Vitoria del 3 de marzo de 1976 que causaron la muerte de cinco personas y de centenares de heridos cuando él era ministro de Relaciones Sindicales. Celebró que haya avanzado así un litigio que mantiene con la jueza argentina desde hace tres años, cuando dictó un auto en su contra y posteriormente fueron rechazadas por el Gobierno español tanto la extradición solicitada como la comisión rogatoria para que la magistrada pudiera venir a España a tomarle declaración.

El exministro leonés explicó que en estos últimos meses han tomado acciones legales para que quedara sin efecto la posibilidad de que fuera detenido en el momento que se presentase a declarar en Argentina, lo que ha culminado ahora al darle la razón el tribunal. Además, considera que la resolución judicial dictada “entra en el fondo del asunto y le hace una serie de correcciones a la instrucción” de Servini, por lo que está “encantado” con el auto y dispuesto a acudir en pocas semanas a declarar a Buenos Aires.

escepticismo desde el principioFue en noviembre de 2014 cuando la magistrada argentina María Servini ordenó la detención preventiva de Martín Villa por la muerte de cinco trabajadores en una protesta en Vitoria. La noticia llegó con alivio y escepticismo a la asociación de víctimas del 3 de marzo, que vio como una recompensa la petición de detención, aunque desde un principio pensó que las esperanzas de que así fuera eran escasas. “Una recompensa a 38 años de lucha”. Así recibió Vitoria la orden de detención tanto contra Martín Villa y Adolfo Osorio como contra Jesús Quintana, responsable de la Policía en aquella brutal carga que se cobró las vidas de cinco personas en Gasteiz. Andoni Txasko, portavoz de la asociación, reconocía, no obstante, que albergaba escasas esperanzas de que el Gobierno español colaborase con la Justicia argentina. Y así fue. Pronto, el Gobierno español enredó en la querella contra el franquismo para bloquearla, según relataron las asociaciones de víctimas. - Efe