empresa de residuos

Preocupación en trespuentes por el estado de la planta de Ekonor

La empresa de residuos se encuentra sin actividad desde 2011 y se desconoce el grado de contaminación actual La ausencia de vigilancia ha llevado al acceso de personas ajenas a la planta

Pablo José Pérez P.J.P. - Viernes, 11 de Agosto de 2017 - Actualizado a las 06:12h.

trespuentes- EH Bildu de Iruña Oka denunció ayer el estado en que se encuentra la empresa de gestión de residuos Ekonor, propiedad de FCC y ubicada en Trespuentes, y la “desinformación y el desinterés del Ayuntamiento en cuanto a seguridad y respecto del medio ambiente”.

El concejal de esta formación y presidente de la Junta Administrativa de Trespuentes, Davide di Paola, aseguró en un comunicado que “tanto nuestra formación como los vecinos de Trespuentes han venido denunciando desde hace tiempo ante el Ayuntamiento y el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco la falta de información sobre la situación administrativa de la empresa, y sobre la continuidad del almacenaje en Trespuentes de productos peligrosos o tóxicos. Por otra parte, se ha recriminado reiteradamente la situación de abandono en la que se encuentra la empresa con vallas y puertas de acceso constantemente abiertas, vallado destrozado y claros signos de abandono dentro y fuera de las instalaciones”.

Una situación a la que, añade, se suma “la presencia de personas ajenas a la empresa dentro de la instalación y la reciente aparición de decenas de jeringuillas en la misma entrada de la fábrica que ponen en riesgo la salubridad y seguridad de personas y animales”. La empresa, situada en el extrarradio de Trespuentes, se encuentra efectivamente sin actividad y en situación de abandono desde hace mucho tiempo. La puerta de acceso al recinto permanece abierta y la malla metálica que la rodea está rota en varios lugares.

La planta no tiene electricidad, aunque un timbre a la entrada debería servir para avisar de la presencia de visitas. Nada más traspasar la puerta, lo primero que llama la atención es una caja, en cuyo interior y alrededor de la misma, se ven numerosas jeringuillas de diversos tamaños. La empresa está constituida por varios edificios, conectados entre ellos por pasillos o patios de operaciones capaces de albergar varios camiones. En la mayor de ellas no hay residuos, aparentemente, aunque hay cientos de archivadores supuestamente con documentación de la empresa, algunos de ellos abiertos y tirados por el suelo. En otro de los pabellones, con un fuerte olor a productos químicos, hay dos enormes depósitos en los que no se aprecia si están vacíos o llenos, y de qué productos, así como otros grandes cubos con un olor muy fuerte a químicos. Durante el recorrido por el interior de la planta llama la atención la gran cantidad de maleza que ha crecido alrededor de los edificios, dificultando incluso la entrada a la zona de laboratorio y oficinas.

Sobre esta cuestión, Davide di Paola sostiene que la empresa está sin actividad desde hace años, al menos desde 2011, “aunque hemos estado viendo la entrada de camiones hasta hace poco”, ya que existe un acceso desde la carretera, antes de entrar en Trespuentes, exclusivo para los camiones de Ekonor. Como presidente de la Junta Administrativa pidió información al Gobierno Vasco hace dos años y recibió como respuesta que “todo está bien en esa empresa”. La misma respuesta la recibió hace un mes del propio Ayuntamiento de Iruña de Oca.

fccPor su parte, desde FCC señalaron ayer a este periódico que no había ningún responsable para informar sobre el estado de Ekonor debido “a las vacaciones de verano”. De momento, desde EH Bildu, exigen “que se informe de inmediato sobre la situación administrativa de la empresa, así como la anulación de la licencia de actividad y la inspección correspondiente a las instalaciones de la empresa, para comprobar el estado de los materiales almacenados”.

Ekonor era una empresa del grupo FCC que tenía como objeto social la gestión de residuos industriales. Cesó su actividad en 2011, cuando cerró su planta en Trespuentes. Anteriormente la empresa perteneció a la corporación alavesa Cegasa, la cual a su vez la vendió en el año 2001 al grupo FCC. En el año de la adquisición, Ekonor tenía una facturación superior a los 25 millones de euros. FCC tuvo que invertir en la operación 90 millones, no sólo para la compra del capital, sino también para acometer las inversiones necesarias para su expansión.

las cifras

Denuncia. EH Bildu de Iruña Oka denunció ayer en un comunicado el estado en el que se encuentra la empresa Ekonor, ubicada en la localidad alavesa de Trespuentes y actualmente en estado de abandono.

Jeringuillas. El concejal de la formación relata que en la localidad han detectado la presencia de personas ajenas a la empresa dentro de la instalación, que tiene sus puertas abiertas, y la aparición de decenas de jeringuillas en la misma entrada de la fábrica.