edificios propiedad de la sociedad municipal ensanche 21

EH Bildu confía en que pueda haber cambios que eviten derribo de Errekaleor

En el barrio residen más de 150 personas que desarrollan un proyecto de autogestión

La portavoz de EH Bildu en el Ayuntamiento de Vitoria, Miren Larrion, ha mostrado hoy su confianza en que pueda haber cambios que eviten el derribo del barrio okupa de Errekaleor, a pesar de que esta tarde la sociedad municipal Ensanche 21 escogerá el proyecto de derribo de la zona.

Miércoles, 13 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 15:23h.

Vitoria. Larrion ha analizado este tema en una rueda de prensa en la que ha defendido que "pueda haber cambios", ya que la decisión última "dependerá de lo que digan desde Sabin Etxea (sede del PNV)".

La concejala abertzale ha vinculado esta decisión a un mandato de la dirección del PNV. "Sabemos que Errekaleor no es un problema para nadie de la ciudad, pero se ha convertido en un problema para Sabin Etxea en Bilbao, y es cuando le han dicho a Urtaran que haga algo", ha lamentado antes de recordar que el alcalde de Vitoria "era favorable al inicio de la legislatura a respetar el proyecto".

Un cambio de postura que el equipo de gobierno (formado por el PNV y el PSE) justifica por el mal estado de las viviendas ocupadas y por el riesgo que ello supone para sus residentes, lo que ha motivado que tras el corte de luz en el barrio a finales de mayo el Ayuntamiento haya iniciado los trámites para derribar la barriada.

Actualmente en los edificios de Errekaleor residen más de 150 personas que desarrollan un proyecto de autogestión arropado por el colectivo Errekaleor Bizirik, que ha convertido al barrio okupa en el más importante de España, y en un referente a nivel europeo.

Contra la demolición se han posicionado tanto EH Bildu como Podemos e Irabazi, así como numerosos agentes sociales y varios arquitectos que defienden la habitabilidad de las viviendas.

La plataforma Errekaleor Bizirik, que reunió a miles de personas en una manifestación a favor del proyecto, ha convocado esta tarde una concentración de protesta en la Virgen Blanca para denunciar la adjudicación del proyecto de derribo previsto en el consejo de Ensanche 21.

Por su parte, Larrion ha acusado al equipo de gobierno de utilizar este asunto "como una cortina de humo para no hacer frente a los problemas reales" y ha citado la apuesta del lehendakari, Iñigo Urkullu, por el diálogo para resolver los problemas, tras denunciar que este proceso "es todo lo contrario".

"Todavía hay posibilidades de hablar, y ellos -los okupas- han mostrado además su disposición de interlocución para llegar a puntos de acuerdo", ha recordado.