pelota mano torneo de parejas

En una tendencia ascendente

Ezkurdia-Zabaleta y Elezkano-Rezusta buscan seguir ganando en la competición

Jon Viedma Carrera Iñaki Porto - Sábado, 13 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:13h.

PAMPLONA - El frontón Labrit volverá a acoger uno de los encuentros más interesantes de la octava jornada, la primera de la segunda vuelta. Esta tarde, a partir de las 18.00 horas, Ezkurdia-Zabaleta y Elezkano II-Rezusta quieren comenzar la segunda vuelta ganando, al igual que terminaron la primera. Un nuevo punto está en juego, algo que está muy cotizado en esta edición, una de las más igualadas de los últimos años, en la que dos victorias seguidas te pueden aupar hacia semifinales y dos derrotas consecutivas te condenan. Tanto es así que la pareja navarra, que se encontraba en última posición el fin de semana pasado, antes de su duelo ante Víctor-Albisu en Soria, se encuentra ahora en la quinta plaza, y si llega a 22 esta tarde en La Bombonera puede ya colocarse en posiciones de clasificación a la liguilla de ‘semis’. Pero esta tarea no será nada fácil. Enfrente, la hoy pareja colorada tendrán a sus compañeros de empresa Elezkano II-Rezusta, que también llegan en tendencia ascendente, con una racha de cuatro partidos consecutivos ganados. Esta dupla se ha consolidado como una de las más compensadas, y ha ido de menos a más en esta primera vuelta. Tras ganar en el estreno de la competición contra Irribarria-Merino II, cedieron ante los líderes, Altuna III-Martija y, la semana siguiente, ante Olaizola II-Imaz. Pero desde entonces suman cuatro puntos seguidos, lo que les ha llevado a una segunda posición que les coloca en un buen sitio de cara a afrontar esta segunda vuelta en el que cada partido se disputará a vida o muerte.

duelo en el bizkaia Al mismo tiempo que las dos parejas de Aspe se disputen el punto en el Labrit, otras dos de Asegarce harán lo mismo en el Bizkaia de Bilbao. Olaizola II volverá a jugar con su compañero titular Imaz tras dos partidos con Untoria, mientras que Urrutikoetxea seguirá con las espaldas cubiertas por Ibai Zabala, que cuajó un gran partido el pasado sábado. Las dos parejas, que se encuentran virtualmente en la liguilla de semifinales, quieren seguir sumando para certificar el pase. En la elección de material ambas se dedicaron elogios la una a la otra, pero en la cancha la admiración y el amiguismo se quedará a un lado, ya que la mirada solo está puesta en la clasificación.