bajo momento de la formación morada

IU intensifica la presión sobre un Podemos que busca revitalizarse

Iglesias y Garzón reúnen hoy a sus direcciones con el debate sobre el modelo de la confluencia en el aire

Sábado, 13 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:13h.

madrid - Izquierda Unida eleva la presión sobre Podemos, pero lo hace en el momento más bajo de popularidad de la formación morada. El secretario general de IU, Alberto Garzón, incidió ayer en Madrid en la necesidad de reformular la coalición Unidos Podemos para adaptar los contenidos políticos y la visibilidad de su partido al escenario que se avecina. “Entra dentro de la normalidad el poder plantear nuevas fórmulas de relación”, aseguró, si bien es cierto que la situación actual no es la más cómoda para su socio prioritario, que hoy encara un Consejo Ciudadano Estatal -su máximo órgano entre asambleas- en el que su líder, Pablo Iglesias, establecerá las líneas maestras con las que tratarán de emprender su recuperación tras el golpe del 21-D en Catalunya.

“Vemos oportunidades políticas que tenemos que afrontar por procedimientos de autocrítica y acción: Autocrítica para ver qué se puede mejorar, y acción para mejorar”, profundizó Garzón, que hoy reúne a la Coordinadora Federal de su partido para plantear las novedades, que deberán ser refrendadas por la militancia. El líder de IU, sin embargo, ya ha ofrecido algunas pinceladas, que aluden directamente a Podemos. “Preocupados” por el “desgaste” de los de Pablo Iglesias por el efecto contagio de la polarización política del procés, consideran que hay que tomar medidas para revitalizar a la confluencia y luchar contra la “desmovilización” de su electorado, cifrado en un millón de personas progresistas, de cara a las municipales y autonómicas de 2019.

Es por ello que IU planteará negociar una nueva alianza para el año próximo, diferente a la cimentada en 2016. Tejerla a nivel estatal parece su receta, aunque esa solicitud choque de bruces con las pretensiones de la marca morada de mantener el equilibrio interno. “No concebimos que la situación entre Madrid y Barcelona sea sustancialmente diferente, sino que tenemos un proyecto político de país y nuestra estrategia tiene coherencia en todo el país. Aspiramos a que las confluencias se produzcan en todo el país. Por ahí vamos a empezar a transitar”, adelantó. De la misma forma, ansían realizar primarias para elaborar las candidaturas electorales, lo que puede suponer otro foco de conflicto.

Reaparición Mientras IU fija nuevas condiciones para la confluencia con Podemos, Iglesias abandona hoy su silencio tras las elecciones catalanas para tomar las riendas. Un Consejo Ciudadano Estatal analizará la situación que atraviesa una marca que no solo ha perdido punch en 2017, sino que afronta 2018 con más dudas que certezas a la hora de revitalizar su oferta política. Presenta un informe de situación en el que un argumento clave será recuperar el pulso a las políticas sociales. - I. Fradua