pelota mano parejas

La fortuna les vuelve a sonreír

Elezkano II-Rezusta suman su quinta victoria seguida con un nuevo 22-21, el tercero consecutivo

Iñaki Porto - Domingo, 14 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:12h.

Duración 71 minutos de juego.

Saques 1 de Ezkurdia por 2 de Elezkano II.

Pelotazos 623 pelotazos en juego.

Tantos en juego 13 de Ezkurdia, 3 de Zabaleta, 9 de Elezkano II y 1 de Rezusta.

Errores 6 de Ezkurdia, 6 de Zabaleta, 3 de Elezkano II y 2 de Rezusta.

Marcador 2-0, 2-2, 4-2, 4-4, 4-5, 5-5, 5-6, 6-6, 11-6, 11-9, 12-9, 12-10, 13-10, 13-11, 16-11, 16-18, 17-18, 17-19, 20-19, 20-21, 21-21, 21-22.

Incidencias Partido correspondiente a la octava jornada de la liguilla de cuartos de final del Campeonato Parejas de la LEP. M disputado en el frontón Labrit de Pamplona. Lleno, 900 espectadores.Jon Viedma Carrera

PAMPLONA - En un campeonato tan dilatado en el tiempo como el Parejas, que se disputa durante cuatro meses a lo largo del calendario pelotazale, no solo es importante el juego. La suerte también entra en escena, ya sea buena o mala. Una dupla que quiera llegar lejos necesita tener a la Diosa Fortuna de su lado, una ventaja que sin duda poseen Elezkano II y Rezusta en esta edición.

Los de Aspe lograron ayer su tercera victoria consecutiva ganando por la mínima. Lo hicieron ante Víctor-Albisu, Olaizola II-Untoria y también ayer. Y lo lograron con un último tanto caótico, en el que finalmente se aprovecharon del error de Ezkurdia en la volea para llegar al cartón 22.

Y eso que la mayor parte del partido no les fue de cara. El delantero de Arbizu comenzó haciendo gala de la velocidad que imprime a la pelota, ante una pareja que estuvo a su merced en la primera parte del encuentro. Pero en el comienzo los colorados se vieron frenados ya que hacían y deshacían, cosechaban algunos tantos mientras con sus errores seguían sumando puntos al rival. Ninguna pareja lograba distanciarse en el marcador con suficiente claridad, hasta que Ezkurdia comenzó a carburar. Con Zabaleta dominando los cuadros traseros a un Rezusta que no acertaba a gozar de su potente golpe con su zurda, los navarros consiguieron poner tierra de por medio -11-6 y 16-11-, un resultado en el luminoso que hacía animarse a la grada de un Labrit que estaba de su lado.

Pero los azules no se iban a dar por vencidos. Elezkano cortaba la tacada colorada con una dejada por la pared, y se conjuraba con Rezusta para no dejarse llevar y seguir trabajando. Tanto a tanto, de uno en uno. Y funcionó. La distancia se hizo más corta gracias a una curiosa pero efectiva alternancia. Acierto propio, error del rival. Así, los azules firmaron una tacada de siete tantos -16-18-.

La pareja navarra se dio cuenta de la sangría en el marcador y decidió cortar la racha marchándose a vestuarios. Algo que dio sus frutos a corto plazo. Ezkurdia dibujó un gancho, Zabaleta pegó atrás y Elezkano falló un botepronto. Azules volteaban el marcador -20-19-. Pero Zabaleta tiró el trabajo por tierra errando dos pelotas claras. Aunque Ezkurdia, con una dejada, decidió que todo se jugaría a cara o cruz.

Con el 21 iguales, la grada de La Bombonera jaleaba el saque de Ezkurdia. Elezkano y Rezusta llevaron a buena dos pelotas complicadas, y el delantero de Arbizu fallaba la volea para decepción del respetable. La grada estuvo de su lado, pero la fortuna no.